Escrito por Tendenzias

El Ying: Backstreet Boys

Nick, Howie, Kevin y los demás, todos esas caras más o menos agraciadas que sufrieron los bombardeos incesantes de peluches y ropa interior por parte de sus enloquecidas fans, es decir, los Backstreet Boys, merecen consideración aparte en el mundo de la música.

Desde aquí los reivindico, porque para ser un artista no hace falta saber tocar ningún instrumento, ¿o es que alguna vez vistéis a Sinatra tocando la guitarra? Frank, al igual que los chicos de la calle de atrás, está por encima de los instrumentos.

Y voy más allá… para triunfar en el mundo de la música, ni siquiera hace falta cantar. Podemos recordar a The Monkees o, más recientemente, a Milli Vanilli, ese maravilloso dúo que fue denostado, estoy convencido, porque la envidia es muy mala.

Y, precisamente la envidia es lo que hace que Backstreet Boys no estén situados a la altura de grupos que también consiguieron encandilar a las muchachas de medio mundo y parte del extranjero: The Beatles, The Rolling Stones, U2, Los Del Río o Los cantores de Híspalis, por citar sólo algunos ejemplos.

Howie, Nick, Kevin y los demás (lo siento, no recuerdo los nombres de todos, es más, no sería capaz de asociar vuestros nombres a vuestras caras… vuestra magia me obnubila), ahora que vuestras fotos ya no están en las carpetas de las niñas de los institutos, no debéis pensar que habéis caido en el olvido.

Nada más lejos.

Porque siempre viviréis en nuestros corazones.

Al menos, en el mío.

EspacioMusica.com

Newsletter
Top 6
artículos
Síguenos